¿Y Después de la vacuna Que?

0
699
Dr. Álvaro Fábregas Rodríguez Medico Y Cirujano Docente Universitario Director programa radial Latidos por minutos

Ya ha pasado más de un año que nuestro mundo y existencia entraron en un proceso de reorganización colectivo. Hasta el último confín del planeta se sintieron las repercusiones generados por el nuevo coronavirus causante de la grave enfermedad respiratoria que enlutó a más de un hogar. Todo cambió nuestra cultura: el deporte , la tecnología , la educación , las industrias y la ciencia; no volvieron a ser las mismas, precisamente la ciencia y sus científicos en el mundo comenzaron una carrera titánica por conseguir la tan anhelada vacuna. En tiempos milenarios muy seguramente por la ausencia de tantas formas de comunicación es muy probable que remedios bebedizos y demás sustancias utilizadas en una u otra latitud fueran las mismas pero indudablemente se desconocían entre sí. En este caso puntual el desarrollo de las vacunas surge en los diferentes centros de investigación y a unos pasos agigantados en menos de un año, tal es así que hoy contamos por lo menos con media decena aprobada y una decena más por aprobar.

Vacunas que en estos momentos comienzan a ser la mejor arma para frenar un poco la propagación. Pero como toda invención de la ciencia es cuestionada por unos y apoyadas por otros; lo único cierto es que ya están con nosotros, y la vacunación, aunque desigual, por diferencia de riquezas, por organización social y política, que ha reinado por los siglos de los siglos en nuestra sociedad. Los países del primer mundo hoy ya alcanzan porcentajes significativos de vacunación, mientras que en otros los índices son bajos.

 Bueno, en definitiva, no he escrito para lanzar criticas sobre el numero de vacunas o con cuantas contamos y cuantas nos faltan. Lo que sí quiero dejar claro es que estoy en desacuerdo con el espectáculo mediático que hacen los dirigentes y autoridades con la vacuna. Que les hace olvidar de que esta es su obligación al ser elegido por los pueblos , por la gente para que les administren sus recursos, mismos recursos utilizados para la adquisición de las vacunas.

Como toda persona comparto y expreso la felicidad que siento al saber que se inicia el plan de vacunación , pero como profesional de ciencia también sé que es tan importante la primera como la última persona que se logre vacunar. Que esta lucha aun no cesa, que aun el virus sigue rondando con su manto de desolación y muerte.

Que debemos tener en cuenta en este momento donde comienza la escalada de vacunación en nuestro terruño, en nuestras regiones y en nuestro amado país. He querido recordar a todos nuestros lectores de “soloproposiciones.com” en forma enumerada una serie de recomendaciones a tener en cuenta :

El virus no va a desaparecer , que muy seguramente la manera como ha venido cambiando, mudándose de piel para formar nuevas cepas como se conoce en el medio científico es la mejor muestra que llegó para convivir con la raza humana.

Pero hay que salir a la misión de vida, a la misión de educar a nuestros alumnos. Desde el preescolar , la básica primaria y las universidades están esperando porque en la presencialidad alternante inicie, ellos también necesitan de nosotros y nosotros de ellos. Para mi óptica como docente en salud , se hace necesaria la presencia del estudiante en el hospital , eso sí con bioseguridad , con responsabilidad ¿ Ahora me pregunto , es que acaso no lo hacíamos antes ? o era que nuestros estudiantes en prácticas medicas no se encontraban amenazados también por otros tipos de gérmenes

Las medidas de bioseguridad que conocemos deben continuar practicándose. Hago referencia al lavado de manos, distanciamiento físico y uso de tapabocas. Estos mismos principios que se pusieron en practica desde el inicio de la pandemia. Solo cabe resaltar que debemos saber el significado de cada una de estas medidas, debemos saber el por qué nos lavamos las manos, cómo lo debemos hacer y cada cuánto. Qué representa el distanciamiento, por qué se debe respetar y cuáles son sus repercusiones ( si estoy cerca de alguien sus secreciones y sus fluidos que salen de boca y nariz estaré más propensos ) Y el uso adecuado del tapabocas, cuándo me lo debo colocar cómo lo debo hacer y cuándo podría dejarlo de usar y cómo debo cuidarlo.

Ojo con la falsa seguridad que puede dar el inicio de la vacunación: que hayamos comenzado la vacunación no quiere decir esto que la enfermedad está controlada porque he tenido la sensación de que nos dormimos en los laureles bajamos la guardia. se levantan picos y cedulas , las restricciones de algunos lugares públicos entre otras medidas que nos han acompañado y a pesar de la indisciplina social en algo han aportado en el control de la enfermedad.

Vacunas para todos: debemos mantenernos vigilante en que las autoridades en salud cumplan con cada una de las fases como se plantearon en los estudios previos, que no se favorezcan terceros que se brinquen en la fila por recomendaciones o por amaños de poder. Que saquemos lo mejor de nuestras almas para que el manejo de la vacunación sea transparente

Debemos seguir reactivando la economía , la industria y sobre todo el sector educativo. Y quiero en este ultimo sector hacer mucho énfasis, uno de los sectores que ha tenido una nueva experiencia desde la virtualidad. Donde muy seguramente hay algunos actores hábiles, vulnerables y que aun después de la vacunación debemos seguir cuidándolos. Pero hay que salir a la misión de vida, a la misión de educar a nuestros alumnos. Desde el preescolar , la básica primaria y las universidades están esperando porque en la presencialidad alternante inicie, ellos también necesitan de nosotros y nosotros de ellos. Para mi óptica como docente en salud , se hace necesaria la presencia del estudiante en el hospital , eso sí con bioseguridad , con responsabilidad ¿ Ahora me pregunto , es que acaso no lo hacíamos antes ? o era que nuestros estudiantes en prácticas medicas no se encontraban amenazados también por otros tipos de gérmenes. Entiendo la preocupación de los padres, yo también soy padre de una estudiante de medicina. Y tengan la plena seguridad que temo. ( Frase que repitió el papa francisco al inicio de la pandemia Dios mío tenemos temor como los apóstoles en la barca) al igual que usted pero que también en el fondo se que de su cuidado de su compromiso con la bioseguridad dependerá mucho su salud y la salud de los demás.

Regresar para que reciban en los escenarios de practica la formación idónea, la formación cercana al paciente, la formación dada por el tocar, el palpar, el auscultar sensaciones que No da la virtualidad.  Que regresen los estudiantes de medicina , enfermería , psicología , bacteriología, fisioterapia. Porque los que un día fueron estudiantes, son hoy precisamente los mismos que hoy han sido la primera línea frente al Covid . esos que entregaron su vida defendiendo el principio hipocrático . De vivir para servir a los demás. Es mi humilde opinión y respeto a quien esté en desacuerdo.

Hay tantas cosas que no volverán a ser iguales o por lo menos tardarán un poco más en así serlo.

Es así como el Covid pasará a engrosar la fila de virus, bacterias y hongos que amenazan la integridad de los seres humanos. Esas mismas enfermedades inmunoprevenibles en las que se gastan millones de pesos y millones de vacunas, esas enfermedades que necesitan tanta educación en salud, esas mismas enfermedades que echamos en canastas de olvido y que desconocemos su tasa de mortalidad , porque acaso sabemos cuantas muertes causan la malaria, la tuberculosis, la tosferina. Y como olvidar aquellas que no tienen una causa infecciosa como la hipertensión, la diabetes y sus complicaciones.

Bueno en fin para ya terminar la vacuna nos abre la puerta a reactivar nuestro mundo, nos abre la puerta a la esperanza nos recuerda que a pesar de un día gris siempre sale el sol. Nos dio la oportunidad de valorar la vida de ser cada día mejores Y nos recuerda que la vida es un regalo de Dios

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí